Las autoridades de Michigan dijeron haber arrestado a seis inmigrantes indocumentados, luego de que uno de los hombres llamara al 911 para pedir una ambulancia, mientras que no se trataba de una emergencia.

El “Huron Daily Tribune”, el “The Saginaw News” y la estación de radio, WSGW- AM reportaron que los hombres habían tenido un desacuerdo con un supervisor en la obra de construcción en la que trabajaban en Oliver Township, en el condado de Huron, a unas 100 millas al norte de Detroit.

Las autoridades dijeron que los hombres querían irse y no había ninguna necesidad médica para haber llamado a una ambulancia. Los inmigrantes fueron detenidos y entregados a las autoridades federales, que inicio al proceso de deportaciones.

Los seis hombres son de origen mexicano.

Sin embargo, de acuerdo con el “Hufftington Post”, nadie le preguntó a los inmigrantes en español el por qué se había llamado a la ambulancia y el artículo hace hincapié en que las autoridades reportaron que los hombres no hablaban inglés.

La publicación también cita algunas de sus fuentes identificadas como expertos en inmigración, que cuestionan la versión de los hechos dada por las autoridades del condado de Huron. Uno dice que es inusual que una persona indocumentada llame a las autoridades, especialmente cuando no existe una emergencia.