BARCELONA - El defensa del Barcelona Gerard Piqué se ha mostrado convencido de que el Balón de Oro que entrega la FIFA al mejor jugador de la temporada será de nuevo para su compañero Lionel Messi, a quien considera no solo el mejor futbolista del planeta, sino también el mejor de la historia.

"Respeto a quienes creen que Cristiano Ronaldo (delantero portugués del Real Madrid) merece el Balón de Oro, pero yo convivo con Leo, que es un extraterrestre, y Cristiano es el más bueno de los humanos. También fui compañero suyo en el Manchester United. Es muy trabajador, muy bueno, pero al lado de Leo no tiene nada que hacer", ha manifestado en una entrevista a la emisora RAC1.

Piqué ha subrayado que podrá explicar a sus hijos y nietos que, con catorce años, ya jugaba al lado de Messi: "Maradona, en el Barça no fue ni la mitad de lo que es Leo. Lleva tantos años buenos que por carrera ya se merece ser considerado el mejor jugador de la historia".

El central catalán, de 25 años, ha hablado de su próxima paternidad y de lo bien que su pareja, la cantante colombiana Shakira, se ha adaptado a Cataluña, hasta el punto de que, según ha adelantado, su próximo disco probablemente contenga una versión del 'Boig per tu' del grupo catalán SAU.

Recuperado ya de la lesión que sufrió hace dos meses en el pie izquierdo, Gerard Piqué, desea seguir ganando títulos con el Barcelona y no se plantea jugar en ningún otro equipo de aquí al final de su carrera.

"Se lo digo a Carles Puyol (también defensa azulgrana y uno de sus mejores amigos en el vestuario). Retirarse aquí es lo que desea cualquier culé", ha apuntado Piqué, quien no ha escondido su ilusión de ser algún día presidente de la entidad azulgrana.

"Ahora mismo no me gustaría ser entrenador. Sé que nunca podrás tener a todos los jugadores contentos. Antes de ser entrenador, me gustaría ser presidente", ha explicado.