Recientemente la empresa Nivea eliminó un contrato que tenía con la cantante Rihanna, debido a que la estrella es “demasiado sexy”.

El director ejecutivo de Nivea sugirió a la prensa alemana que los principios de la empresa no coinciden con la imagen de la cantante.

¿Tú qué opinas? ¡Participa en nuestra encuesta!