Cuando un film está listo para ser lanzado, se pone en movimiento una impresionante maquinaria promocional alrededor de todo el mundo.

Para esta promoción, las empresas cinematográficas gastan decenas de millones de dólares.

La bandera de la película, la carta de presentación, es el afiche.

Con el paso de los años, el diseño de estos posters se convirtió en un arte en sí mismo, logrando en algunos casos unas obras magníficas.

En estas imágenes, te mostramos los más recordados. Haz clic aquí.