Se acercan las elecciones del 2012. El voto latino es codiciado por los principales partidos, el demócrata y el republicano.

Rafael Prieto Zartha reflexiona sobre el aspecto político electoral y la conquista del voto hispano en estos tiempos difíciles.

Ahora que la disputa por llegar a la Oficina Oval de la Casa Blanca es más clara que antes, las campañas del actual presidente Barack Obama y del virtual candidato republicano Mitt Romney se ven en la necesidad de cortejar de decisorio voto latino.

Los hispanos representamos 23 millones de valiosos electores potenciales, pero en los comicios de este año ¿nos dejaremos meter gato por liebre? ¿caeremos en el error de  creer en promesas de cumbiambera?

Para leer el artículo completo dale click aquí