Cinco personas resultaron heridas en un tiroteo ocurrido el lunes por la noche cerca de una iglesia en el vecindario de Uptown, donde un equipo de voluntarios estaba sirviendo comida a personas desamparadas, dijo la policía.

"Vi cuando un hombre recibió un disparo en la cabeza había un charco de sangre", dijo Na'eem Hoskins luego del tiroteo ocurrido a las 6 pm en la esquina de North Sheridan Road y West Wilson Avenue. "Vi a otro hombre que recibió un disparo en el estómago, y él estaba vociferando y gritando".

Originalmente, la policía dijo que una persona murió en el tiroteo, pero el martes aclaró que la víctima sobrevivió pero se encuentra en estado crítico.

Más de 20 casquillos de bala quedaron regados en la intersección luego de que las víctimas, fueran trasladadas a hospitales cercanos.

El sangriento episodio se produjo en una de las rutas escolares, del programa “Safe Passage” de las Escuelas Públicas de Chicago diseñadas para dar a los estudiantes un camino seguro rumbo a la escuela.

Al tiroteo le precede un fin de semana violento que dejó al menos seis personas muertas y otras 27 resultaron heridas. Entre las víctimas había un niño de 7 años de edad, quien fue asesinado mientras se dirigía en bicicleta a su casa.

También se produce una semana después de que dos personas fueron baleadas, uno mortalmente, a lo largo de otra ruta escolar de “Safe Pasage” en el lado sur de la ciudad.