Google anunció el martes un plan para vincular los datos de los usuarios por todos sus servicios de correo electrónico, video y redes sociales con el que creará una "experiencia hermosamente simple e intuitiva" para el usuario.

Sin embargo, los críticos manifestaron sus preocupaciones por la privacidad como aquellas que ayudaron a aniquilar Buzz, la red social del gigante de búsquedas por internet.

El cambio, que entrará en vigor el 1 de marzo, eliminará algunos de los obstáculos legales que enfrenta Google Inc. para tratar de vincular información de servicios de Gmail a YouTube a la red social Google Plus que reemplazó a Buzz.

Más de 70 diferentes políticas de la empresa están siendo concentradas en una política central de privacidad y otra decena más. Políticas por separado seguirán gobernando algunos productos, entre ellos el buscador Chrome Web y el servicio Wallet para pagos electrónicos.

La compañía informó que el nuevo sistema dará a los usuarios resultados de búsqueda e información más relevantes mientras ayuda a los anunciantes a encontrar clientes, en especial en dispositivos móviles.

Por ejemplo, si un usuario busca durante una hora en Google temas relacionados con monopatines, la próxima vez que ingrese a YouTube podría obtener recomendaciones de videos donde aparece el patinador estadounidense Tony Hawk y anuncios de su artículos y del negocio más cercano para comprarlos.

"Si inicias sesión en Google, podemos hacer cosas como sugerir resultados de búsquedas o adecuar tus resultados de búsqueda con base en los intereses que has expresado en Google (Plus), Gmail y YouTube", informó la compañía en una nueva página donde detalla sus políticas de privacidad. "Entenderemos mejor lo que buscas y te daremos resultados más rápido".