Una de las mejores vías para evitar el tráfico del centro de Chicago será reabierta próximamente, luego de estar años en construcción.

De acuerdo con el diario “Chicago Tribune”, el tráfico comenzará a fluir en Lower Wacker Drive a finales de noviembre.

La finalización del proyecto vendrá por etapas, comenzando por la reapertura de la intersección de Jackson Boulevard y Wacker Drive el jueves, mientras que la intersección de  Wacker y Van Buren permanecerá cerrada hasta el 30 de noviembre, según la publicación.

El proyecto de modernización de Wacker Drive tuvo un costo de $300 millones y se inició en mayo del 2010.