Varios vecinos de un sector de Brooklyn se llenaron de pánico cuando una pequeña exponía su vida desde un tercer piso este lunes.

La niña de 7 años se veía como si fuera bailando encima de un aire acondicionado, cuando de repente cayó al vacío.

Afortunadamente, un chofer de bus, Stephen St. Bernard, de 52 años, llegaba de trabajar cuando notó el suceso y decidió intervenir.

En el video se ve a la menor caer desde las alturas y a Bernard haciendo una heroica atrapada para impedir que la menor impactara el suelo.

La menor no traía puestos pantalones y Bernard la arropó con su uniforme en lo que esperaba por las autoridades.

La policía dijo que la pequeña sufre de autismo.

La madre de la menor estaba dentro del apartamento cuidando de su otro niño y no notó cuando la menor se salió por la ventana.

Bernard sufrió daños en un tendón de su brazo, pero se recuperará.

Por otro lado, la menor fue transportada hasta el hospital de Coney Island para ser tratada por lesiones menores.