La República Dominicana es un paraiso turístico visitado anualmente por millones de viajeros.